25.3.07

artefactos que martillean el cerebro

con alec empire me pasa lo mismo que con the durrutti column o the pop group: teórica y conceptualmente caen muy bien y molan mucho, pero rara vez tengo paciencia para tragarme sus discos del tirón. porque por mucho que me mentalice acabo sintiéndome una burguesa epatada y me entra una necesidad imperiosa de un estribillo simplón que venga a salvarme de tanta deconstrución actitudinal.

aunque lo que ocurrió ayer en el teatro alameda iba más bien de destrucción. resumen: el gurú del digital hardcore subido en un escenario toqueteando sintetizadores, manteniendo durante hora y media un nivel de ruido atronador y flanqueado por una señora de actitud fría que también pulsaba botoncitos sonoros y otro señor aparentemente anodino que lanzaba imágenes a una gran pantalla a ritmo trepidante. contado así puede parecer insoportable, pero, con esa paciencia que da conocerle la trayectoria y la teoría desde atari teenage riot, mirando con profundidad había mucho donde rascar.

porque las imágenes agolpadas podían agruparse en un discurso incoherente y no por ello inoportuno. guerras y manifestaciones en la cnn, palizas policiales, pelis de serie b, nazis, mujeres desnudas, monjas, crucifijos, islamistas, los clichés de las torres gemelas... resumen de la cultura postindustrial y un discurso anti- (-capitalista, -imperialista, -militarista, -americanista, -etc) tan deslavazado como debe serlo. es decir, un millón de piezas desgranadas para una argumentación aún por ensamblar, evitando las explicaciones totales que suelen hacer que la música política caiga en absurdo ridículo. y un muro sonoro lleno de matices perfectamente integrados, siguiendo el ritmo visual y acompañando las catársis con explosiones como la de un hitler que acaba con los sesos volados.

ahora bien, poner sobre el escenario todo esto cuando lo que el público busca es un subidón que siga el compás de lo que se acaba de meter por su nariz puede tener sus inconvenientes. cabría preguntarse si alec empire busca una doble lectura: por un lado convencer a esnobs posmodernos como yo y por otro hacer bailar a todos los presentes. ¿tiene sentido llevar la reivindicación a espacios habitualmente tan poco propicios para la reflexión? cierto es que cuando él empezó a hacer ruido la cultura rave venía a sustituir al punk como lugar de contracultura, ¿pero qué sentido tiene ya cuando hasta la cultura de club está demasiado manida para tener sentido? yo, quizá benevolente, me inclino a destacar lo acertado de mezclar revolución, juego y descontrol. y me convenzo.

cierto es que la última media hora se la podía haber ahorrado: mientras se iba caldeando, animando al público a hacer más y más ruido, las imágenes cada vez incluían más estrellas y planetas y la música más subidas y bajadas anfetamínicas. cuando la catársis la proporciona un big bang descafeinado (y pasamos de la metapolítica a la metafísica), la cosa deja de tener gracia. pero, insisto, la primera hora fue realmente interesante, extrema e inspiradora. lo que una se espera de alec empire: una bomba.

ah, el concierto estaba dentro del festival zemos98 y estefanía también lo reseña.

10 comentarios:

  1. Anónimo2:43

    Y está bien bueno!

    ResponderEliminar
  2. y manolo, esta vez, no estuvo allí (www.fotolog.com/lanadadora/26650227)

    ResponderEliminar
  3. so_so22:15

    hola,

    una pequeña corrección, el señor anodino no es otro que philipp virus, el realizador de la mayor parte de los vídeos de alec empire, tanto en solitario como con Atari y era él el que lanzaba las imágenes.
    ella, la mujer de porcelana, es nic endo (miembro tb de atari) y era la que metía (más) ruido.


    gracias por pasarte y por reseñar el concierto, me consta que estefanía le hizo una pregunta a Alec Empire en tu nombre, con la que se partió de risa.

    ResponderEliminar
  4. nyman11:41

    jo, tu reseña está mil mejor que la mía. conste que yo trabajaba bajo presión temporal y que de alec empire conocía bastante poco. yo quiero un festival donde sólo traigan a grupos escoceses y canadienses para poder explayarme escribiendo! ya en serio, estoy de acuerdo con tu crítica. de hecho, en la entrevista, pregunté a alec empire por el sentido de seguir haciendo música política en el contexto social y musical en el que vivimos. soy idiota, debería haber puesto algo de eso en la reseña. pero bueno, cuando salga el vídeo con la entrevista, podrás verlo. eso y su cara después de preguntarle por tu futuro grupo riot grrrl! jiji.

    ResponderEliminar
  5. so, gracias por la corrección, ya lo he cambiado... desde donde yo estaba parecía que era al revés :)

    estefanía, es que yo no he tenido que escribir milypico reseñas en una semana! además da la casualidad de que yo soy fan de atari teenage riot desde mi más tierna infancia, así que partía con ventaja. por otro lado, ¿se puede escribir en el medio oficial de la organización que "la última hora se la podía haber ahorrado"? supongo que te pagan pa que hagas promo, no crítica... pa eso estamos los que lo vemos desde fuera.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo23:33

    gracias a dios habia gente alli que iba no solo para que lo convencieran sino para disfrutar de el y sus reivindicaciones y no solo a bailar como posesos y comerse toda la droga del mundo como la retrasada que estaba cerca mia

    ResponderEliminar
  7. so_so11:17

    "¿se puede escribir en el medio oficial de la organización que "la última hora se la podía haber ahorrado"? supongo que te pagan pa que hagas promo, no crítica... pa eso estamos los que lo vemos desde fuera."

    lo puedes escribir tu misma, incluso estefanía si lo piensa también. se le ha pagado por hacer su trabajo, que ha sido impecable, y para el que ha tenido una libertad absuluta. no han sido mil y pico reseñas, tan sólo ha trabajado a nivel profesional para un festival que ha requerido sus servicios.

    pero, bueno, que hable ella en cualquier caso. ni tu ni yo caigamos en el adoctrinamiento, q no se lleva nada.

    saludos y enhorabuena por la semana cultural.

    ResponderEliminar
  8. so, las dos sabemos lo que es un gabinete de prensa, ¿no?

    se supone siempre que cuando uno escribe para la organización de un evento cultural no puede escribir una reseña abiertamente negativa. porque hay que guardar la imagen del evento al que te debes. eso sí, puedes decir (y debes si lo crees) que al final se desinfló, o que en concierto fue irregular, o algo así, pero no directamente que sobró un trozo.

    en ningún momento he querido cuestionar la libertad de estefanía, sino comentar esto, a nivel genérico... en fin, allá cada una y sus doctrinas...

    ResponderEliminar
  9. nyman13:23

    a ver chicas, no discutáis.

    obviamente, he tenido libertad absoluta para escribir y para nada me he sentido explotada laboralmente. para nada!

    lo de la presión temporal al escribir la reseña de alec empire es porque en ese instante tenía que ir a cubrir otro concierto y, además, tenía que acompañar a un artista norteamericano hasta el lugar donde se ofrecía. no es que me sintiera presionada todo el tiempo, si hubiera sido así, me hubiera dado un chungo a los dos días!

    y otra cosa, no sé si enfoqué bien o mal el trabajo, pero intenté no escribir tan sólo sobre lo que me sugería cada evento, porque aunque sea estefanía zemos98, hay más gente allí con otras opiniones. intenté mostrar ideas generales. después del concierto de alec empire pregunté a un montón de asistentes qué les había parecido y como hubo varias personas a las que no les gustó, en mi reseña escribí "gustara o decepcionara..." en vez de "se hizo largo" o "fue la polla".

    creo que me entendéis las dos, pero yo planto este comentario por sentirme aludida. gracias a sofía por decir que mi trabajo fue bueno y a ti, marta, por hacerme compañía en clase! :P

    ResponderEliminar
  10. Anónimo1:21

    en este ultimo post estefania ha escrito "fue la polla"? joder, como hemos cambiado...

    XD

    amemonos los unos a los otros (weno... tampoco... o yo que se...)

    ResponderEliminar